Mancomunidad de Izabal resurge y su primera brasa sería el río Motagua

La búsqueda de una solución urgente al problema de los desechos unió a los cincos alcaldes del departamentos acuerpados esta vez por Vicepresidencia.

El vicepresidente Guillermo Castillo se reunió con alcaldes de Izabal para reactivar la mancomunidad en el departamento. Foto: Vicepresidencia.

 

Por Claudia Palma

 

Izabal conformará de nuevo una mancomunidad, pero esta vez no serán tres sino los cinco municipios del departamento. Hay urgencia por agruparse y resolver el primer problema en su lista, la posible demanda de alcalde hondureños con la contaminación de las playas en el vecino país.

“Antes la conformaban Los Amates, Morales y Puerto Barrios, pero carecía de objetivos claros, por eso se planteó esta vez la posibilidad de reactivarla en la reunión con el vicepresidente Guillermo Castillo”, confirmó Nery Randolfo Cruz Pérez, alcalde de Los Amates.

De acuerdo con el alcalde de Livingston, Daniel Esaú Pinto Peña, urge la construcción de un hospitales en Morales y la planta de tratamiento para los residuos del departamento.

Las cinco comuna solicitaron proyectos de agua entubada y que esta sea potable. Más de la mitad de los hogares en Izabal carecen del líquido en su domicilio, según le Censo 2018. El caso más urgente es El Estor donde de l3,845 sólo hay 4,459; significa que 7 de cada 10 vecinos no tienen agua en casa.

 

Demanda hondureña en camino

La mancomunidad del río Motagua se formó con los alcaldes de Izabal durante el gobierno pasado, recuerda el alcalde de Puerto Barrios, Hugo René Sarceño Orellana, el único jefe edil reelecto por dos períodos consecutivos.

“Acabo de hablar con los alcaldes de Puerto Cortés y Omoa y me indicaron que viene una demanda muy fuerte para Guatemala por la contaminación generada por la falta de tratamiento de los residuos de las comunas de poblaciones situadas a la orilla del río Motagua”.

 

 

Solo en Puerto Barrios, agrega, requieren de 14 plantas de tratamiento y solo han construido tres para sanear el problema de la contaminación en la Bahía de Amatique. “Nos perjudica a todos”, insiste.

Pinto Peña, de Livingston, resalta la urgencia de realizar un estudio ambiental para establecer la cantidad de basura que genera cada municipio y estimar la capacidad que la planta de tratamiento debe tener. “La construcción puede ser con fondos de la cooperación internacional, las plantas pueden ser autosostenibles co la producción de gas o la obtención de subproductos por medio del reciclaje. Todas las municipalidades debieran hacer ese reporte”.

Izabal es un departamento en el que la mayoría de sus jefes ediles se estrenan en la función municipal. Los alcaldes de Livingston, de Los Amates y  Morales, ejercen su primer período. En tanto que el alcalde de Puerto Barrios, comienza el segundo, al igual que José Lorenzo Flores, de El Estor, aunque este último dirigió esa comuna anteriormente de 2008 al 2012.

 

También puedes leer: Solo una tercera parte de las alcaldías tiene una oficina municipal de agua

Compartír:



Relacionados

Los comentarios están cerrados.

Suscríbase a nuestro newsletter


Ingrese su nombre Ingrese su apellido Ingrese su correo