La muerte de un líder religioso puso en alerta a San Miguel Sigüilá

Las autoridades de este municipio de Quetzaltenango extremaron medidas debido a que la familia no informó y al sepelio asistieron cientos de personas.

La reunión del COEM de San Miguel Sigüilá se convocó para el final de la tarde. Foto: Claudia Lepe.

 

Por Claudia Lepe

 

En sesión urgente del Centro de Operaciones de Emergencia Municipal, COEM, de San Miguel Siguila, Quetzaltenango, decidieron extremar medidas sanitarias y sancionar a quienes no acaten las disposiciones, indicó Yuli Mazariegos, encargada del centro de salud de la localidad.

Estas acciones surgen luego de confirmarse el fallecimiento de un líder religioso el domingo 19 de julio, en una aldea del municipio. “Al funeral llegaron cientos de feligreses incluso de municipios vecinos, desconocían el motivo de muerte, debido a que la familia lo ocultó”, dijo Mazariegos.

Luego de averiguaciones por parte de las autoridades sanitarias, se constató que el pastor se hizo la prueba de antígeno en un laboratorio privado, el resultado fue positivo a coronavirus. Las autoridades municipales y de Salud buscan a todos los asistentes, para solicitarles que guarden cuarentena, pero debido a la cantidad de personas es casi imposible localizarlos a todos.

Entre las disposiciones se ordenó restringir los horarios en los negocio de 6:00 a 12:00 horas.   Quedan prohibidas las reuniones, actividades religiosas y de convivencia.

El cementerio de la localidad permanecerá cerrado por la jornada de limpieza y desinfección en el camposanto. Únicamente se podrán sepultar a fallecidos con previa autorización de la municipalidad y con número restringido de familiares a la inhumación: Si murió por COVID-19 solo un familiar podrá estar presente, si fue por otra enfermedad, un máximo de hasta diez personas. No se permitirá el velatorio de fallecidos.

El asesor jurídico de la comuna, Franklin Puac, quien presidió la reunión, debido a que el alcalde Aníbal Díaz, permanece en cuarentena porque estuvo en contacto con un alcalde vecino que dio positivo, dijo que desde el domingo a mediodía se inició una campaña de información a través de perifoneo. “Es imperativo que las personas que asistieron al funeral, puedan ponerse en cuarentena voluntaria y de presentar síntomas, acudir inmediatamente al centro de Salud”, indicó Puac.

Entre las sanciones a quien incumpla las disposiciones habrá multas de Q7 mil a Q150 mil a quien no use mascarilla. Los negocios que no respeten estas ordenanzas, podrán ser clausurados temporalmente de cinco días a seis meses.

Mazariegos justificó el silencio de la familia del pastor por temor a ser discriminados y atacados por parte de la comunidad. Y esa es la causa por la que vecinos no buscan los servicios de Salud Pública. Hasta el momento no registra casos positivos en el municipio, solo la realización de seis pruebas.

 

Entérate cómo funciona tu concejo municipal: http://bit.ly/2NrDwHW

Compartír:



Relacionados

Los comentarios están cerrados.

Suscríbase a nuestro newsletter


Ingrese su nombre Ingrese su apellido Ingrese su correo