La COVID-19 llegó en taxi y tuc tuc a los municipios apartados

La pandemia se coló por los puntos ciegos de las fronteras o con la agradable visita de un familiar. Estas son algunas historias acerca de cómo el virus llegó a comunidades distantes.

Municipalidad de Nebaj realiza trabajos de desinfección. Foto: Facebook Municipalidad de Nebaj.

 

Por Claudia Palma

 

¿Cómo llegó el virus a municipios de Huehuetenango, Quiché o Petén?, lugares cuya descripción suele empezar con “a 300 o más kilómetros de la capital”. La respuesta puede estar en agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), los guardias del Sistema Penitenciario, connacionales deportados, los tenderos o la visita de un familiar.

En Quiché, vecinos entrevistados reconocen que entre los 123 casos registrados (al 13 de julio) hay tenderos que trabajaron en la capital y al saberse enfermos, volvieron a sus lugares de origen a pasar la cuarentena. Se las ingeniaron para volver en taxi y tuc tuc hasta donde los límites interdepartamentales se los permitieron por la falta de autobuses.

Otro brote de la epidemia de COVID-19  ocurrió en la cárcel de Santa Cruz, cabecera departamental de Quiché, en donde un grupo de guardias penitenciarios resultó contagiado. La razón es atribuida por las autoridades a que los guardias penitenciarios vuelven a sus hogares en otros municipios cuando salen de descanso, al igual que lo hacen agentes de la Policía Nacional Civil (PNC).

En Santa Cruz Barillas, Huehuetenango, en donde hay seis casos activos y un fallecido, de acuerdo con las estadísticas brindadas por las autoridades del Hospital Nacional, el martes 7 de julio en una conferencia de prensa. El día que se detectó el primer caso positivo llegaron 16 migrantes.  Los pobladores permanecerán confinados del 8 al 18 de julio.

 

En tuc tuc

Purulhá, Baja Verapaz, tiene en sus registros 10 recuperados y ningún caso activo. Brenda Hernández, vecina del municipio, a cargo de la Biblioteca Bernardo Lemus cuenta cómo un comerciante que permaneció un par de horas en un taller de la localidad obligó a poner en cuarentena a casi 200 pilotos de tuc tuc.

El comerciante sufrió un desperfecto y buscó un taller local. Días después en el puesto de Salud recibieron la alerta de que el desconocido había dado positivo a la prueba de COVID-19 y refirió haber estado en el taller. Al analizar las cámaras de seguridad pudieron percatarse de que en ese lapso, entró en contacto con alrededor de 200 pilotos de tuc tuc que llegaron a cambiar alguna llanta o colocar una calcomanía.

La comuna, de acuerdo con las autoridades sanitarias, mandaron a una cuarentena obligatoria a todos.

A 520 kilómetros de la ciudad de Guatemala, se encuentra Las Cruces, Petén. Registró el primer fallecido por la pandemia de un oriundo de Escuintla de visita donde sus familiares. Las restricciones interdepartamentales no le permitieron volver a su lugar de residencia.

Ese municipio contabiliza, además, dos casos recuperados, pero el peligro es latente por la cantidad de puntos ciegos que  hay en el poblado a 60 kilómetros de la frontera Bethel, colindante con México, explica  el alcalde Byron Bernal Oliva.

El nuevo sistema de semáforo (del verde al rojo) muestra los municipios con más y menos casos de coronavirus.

 

Entérate aquí de la importancia de clorar el agua: https://bit.ly/2UJJdDU

Compartír:



Relacionados

Los comentarios están cerrados.

Suscríbase a nuestro newsletter


Ingrese su nombre Ingrese su apellido Ingrese su correo