La fórmula del alcalde y la diputada patriotas para vender al Estado

Rubelio Chavarría y Francisco Alonzo en un acto municipal. Foto: Facebook.

Rubelio Chavarría y Francisco Alonzo en un acto municipal. Foto: Facebook.

Francisco Alonzo Castillo ha facturado a la municipalidad de Barberena y al ministerio de Salud Q1.5 millones por servicios de alimentación. Los dueños del restaurante son el alcalde Rubelio Recinos y su esposa, la diputada Aracely Chavarría.

Por Carlos Estrada y Ana Carolina Alpírez

En la oficina del ministerio de Desarrollo Social (Mides) de Barberena, Santa Rosa, se encuentra Francisco Alonzo Castillo, un hombre de cejas pobladas y baja estatura al igual que Rubelio Recinos Corea, el alcalde del mismo municipio y hasta hace un año cinco meses su jefe.

Recinos y su esposa, la diputada Aracely Chavarria, ambos del partido Patriota, mantienen desde 2012 “una relación de negocios” con Alonzo. Ellos le “alquilan” el hotel-restaurante “El Puente”, ubicado en el kilómetro 67 por el río Los Esclavos, para que ofrezca sus servicios a la municipalidad de Barberena y al hospital de Cuilapa.

Alonzo hace las veces de propietario y factura a su nombre todo lo que vende a las instituciones públicas, aun cuando él tampoco puede ser proveedor del Estado.

De Los Esclavos a El Puente

Hotel El Puente

Los esposos Recinos Chavaría le “alquilan” el establecimiento a Francisco Alonzo Castillo, quien se convirtió en proveedor del Estado.

A principios de 2012, luego de haber sido electo alcalde por cuarta ocasión y diputada por primera vez, los Recinos Chavarría adquirieron el Turicentro Los Esclavos propiedad de José Francisco Fuentes Mijangos. La transacción fue por Q5 millones y la deuda se saldó con un préstamo del Banco de Desarrollo Rural (Banrural), asegura la legisladora. Se lo compraron a los hijos de Fuentes debido a que este ya había fallecido.

Aunque en los registros de la Dirección de Catastro y Avalúo de Bienes Inmuebles (Dicabi) del Ministerio de Finanzas, no figura el inmueble ni la casa que construyeron en las afueras de Barberena ni la finca en donde guardan caballos finos y ponis, ubicada en la aldea El Cerinal, Chavarría admite que son de su propiedad. Dice que el alcalde es el dueño del restaurante y los otros inmuebles están a nombre de sus hijas.

El turicentro Los Esclavos pasó a llamarse Hotel y Restaurante El Puente. En el Registro Mercantil se realizaron algunas modificaciones internas en los datos de las dos personas que lo registraron como una empresa individual. La primera fue Chavarría, quien se desempeñó como Gobernadora por Santa Rosa durante el gobierno de Óscar Berger. Y la otra que reporta el mismo nombre comercial es Francisco Alonzo Castillo.

Durante la entrevista, que se desarrolló en las oficinas del Mides, Alonzo dijo ser el dueño del establecimiento o al menos del cascarón, para luego aclarar que lo alquila a los esposos Recinos por una cantidad mensual que no quiso revelar.

El hotel-restaurante El Puente se encuentra en el kilómetro 67 por el río Los Esclavos, entre Barberena y Jutiapa.

El hotel-restaurante El Puente se encuentra en el kilómetro 67 por el río Los Esclavos, entre Barberena y Jutiapa.

Las facturas que entregan en el restaurante parecen darle la razón. El local es el mismo que ha proveído comida por más de Q1.5 millones desde agosto 2012 a cuatro entidades públicas, entre estas la municipalidad de Barberena y Salud Pública. En este ministerio trabajan Alma Alejandra Recinos Chavarría que presta una asesoría por Servicios Técnicos, y María de los Ángeles Recinos Chavarría, gerente de Recursos Humanos del área de Salud de Santa Rosa, ambas hijas del Alcalde y la Diputada.

Alma Alejandra también alquila desde noviembre 2009, un inmueble al Registro Nacional de Personas (Renap) donde funciona la sede en Barberena.

 

Todos conocen a Panchito

Francisco Alonzo

Francisco Alonzo. Foto: Facebook.

Dar con Alonzo es fácil. Basta preguntar por “Panchito” en la aldea Buena Vista, de donde es originario, para localizarlo. Vive en una casa que alguna vez mostró los colores del Partido Patriota y ahora luce un anaranjado percudido. Está ubicada a 20 minutos de la carretera y a la par de una tienda donde una decena de niños, algunos con zapatos rotos, juegan con máquinas tragamonedas. No hay aceras ni servicios básicos.

Buena Vista es una aldea que 14 años después de que Recinos fuera electo alcalde por primera vez con el comité cívico “La mata de café”, sigue sin contar con agua potable y drenajes. La calle principal es de terracería y las viviendas de palo empezaron a desaparecer en parte por la ayuda que Un Techo para Mi País proveyó entre 2012 y 2013.

El portal Guatecompras reporta siete obras en este lugar desde 2006: la ampliación de una escuela, la construcción de un aula y mejoramiento de caminos. Los vecinos no tuvieron la misma suerte que el alcalde que mandó a asfaltar la calle que va desde la carretera principal hasta su casa.

En esta comunidad vive quién asegura ser dueño del restaurante que ha facturado más de Q1.5 millones a entidades del Estado y que recibe un salario mensual de Q16 mil por trabajar como subdirector departamental de Santa Rosa.

La casa de Francisco Alonzo Castillo es la que está pintada con los colores del partido Patriota.  Se encuentra en la aldea Buena Vista.

La casa de Francisco Alonzo Castillo es la que está pintada con los colores del partido Patriota. Se encuentra en la aldea Buena Vista.

En casa de Alonzo, a través de una pequeña ventana, una niña explicó que regresaba hasta tarde del trabajo. Al preguntarle si seguía en la municipalidad respondió que sí.

Ya en la comuna, la responsable de atención al público dio su ubicación exacta -¿En dónde puedo localizar a Francisco Alonzo?- “Aquí a la vuelta, en el edificio azul de vidrio lo encuentra”. Se trata de una plaza comercial y la mitad del segundo nivel lo ocupan las oficinas del Mides adornadas con fotos del Presidente y la Vicepresidenta.

Previo a atender a los periodistas, Alonzo realizó varias llamadas. Confundido y con un leve temblor en las manos empezó a responder sobre el Hotel – Restaurante El Puente. “Le soy muy honesto, la propiedad es de ellos (Recinos y Chavarría), ahora lo que es el restaurante pues sí es mío, yo les pago una renta por el lugar”.

Ellos “me buscaron para hacerlo (el negocio)”, dijo la primera vez, y luego “yo (los) busqué a ellos”. Durante la entrevista se dieron otras contradicciones sobre la propiedad y su relación los Recinos.

Alonzo aseguró ser el administrador del establecimiento y la persona que participa cuando la Municipalidad o el Ministerio de Salud sacan a concurso la compra de alimentos. Sin embargo, ni una ni otro recurre a cotizaciones. No pudo mencionar contratos ni montos de los mismos. Las 58 adquisiciones fueron hechas bajo la modalidad de compra directa, por montos menores a Q90 mil según lo establece la ley.

Negó también que María José Recinos Chavarría, otra hija de la pareja que promociona el hotel-restaurante en Facebook, se mantuviera en el lugar. “Es muy raro porque cada una de ellas tiene sus cosas que hacer”. Pero luego agregó “de vez en cuando llegan a echarle un vistazo a la propiedad, supongo”. La diputada Chavarría no tiene problema en confirmar que su hija es quien administra El Puente. “Ella es la encargada de realizar las compras y ver que no falte nada”.

Cuando se le preguntó a Alonzo si es testaferro de los esposos Recinos porque “presta su nombre en un negocio que en realidad es de otra persona”, como lo define la Real Academia Española, respondió que no pues en este país “todos tienen derecho a hacer negocios”.

 

Un premio equivocado

Francisco Alonzo Castillo comenzó a trabajar en la municipalidad de Barberena en octubre de 2007, como piloto profesional y ocupó esta plaza hasta marzo de 2013. Su salario mensual de Q2,250 y se retiró cuando devengaba Q5,250.

Su nombre aparece en Guatecompras como integrante de juntas receptoras de ofertas, que son las encargadas de decidir a quién se le entregan las obras de infraestructura. El 25 de septiembre de 2009 Alonzo fue el secretario de la Junta de Cotización que decidió sobre quien construirá el drenaje pluvial de la calle barrio San José, en la aldea El Cerinal. En otra ocasión fungió como secretario de la Junta que adjudicó la obra para el mejoramiento de la calle principal del barrio Cerrito de la Cruz.

En las elecciones de 2011 fue candidato a concejal IV por el Patriota (PP), el mismo que llevó a Recinos (que en tres ocasiones había ganado con el comité cívico La mata de café) y a su esposa a ocupar sus cargos. De los 10 puestos que integraban la planilla, el partido perdió dos, la de Alonzo y la del concejal suplente II.

Ahora pasa su día en la oficina del Mides, donde planifica la entrega del “Bono Seguro” a beneficiarias de Santa Rosa. Tiene “encaminada” una carrera en administración pública así como dos diplomados, uno en gestión territorial y otro en política ambiental.

 

Unos kilómetros más allá

Después de una hora de espera, José Antonio Silva, gerente Financiero del Hospital de Cuilapa que también contrata los servicios del hotel-restaurante El Puente, accedió a hablar con los periodistas. Dijo desconocer el vínculo laboral entre las hijas de los Recinos que trabajan para el ministerio de Salud y el establecimiento al que le han comprado al menos Q1.3 millones.

Silva, que junto a Byron Emilio Velásquez, director del hospital, deciden a quien comprar, indicó que era el único lugar donde le daban crédito y que no sabía a quien acudían antes de 2012 cuando empezaron a comprarle al establecimiento. En su opinión, no es correcto comprar a un establecimiento vinculado con trabajadores del Estado por lo que buscará otro lugar que pueda proveerles el servicio de comida.

Sin embargo, la diputada ve las cosas de otra manera. No acepta que describan a Alonzo como su testaferro ni que digan que es incorrecto triangular la compras. “Siempre se piensa en perjudicarlo a uno, toda la vida hemos trabajado honestamente y siempre hay gente malintencionada”, responde la diputada luego de participar en una jornada de oración junto a representantes de Estados Unidos.

Ojoconmipisto se comunicó con el alcalde Rubelio Recinos quien respondió la llamada. Pero cuando se le explicó los temas a tratar, cortó. Nunca más contestó el teléfono ni respondió el mensaje de texto.

 

Todo tipo de conflictos

El diputado Leonel Lira, del partido Encuentro por Guatemala, considera que en este caso existen “muestras claras de testaferrato”, además de una simulación. “El Hotel-Restaurante El Puente es propiedad del alcalde aunque diga que lo está alquilando. Rubelio Recinos le vende a su municipalidad y eso lo prohibe la ley de Contrataciones del Estado. Esto muestra falta de ética y un conflicto de interés espantoso”.

Por su parte, Manfredo Marroquín, presidente de Acción Ciudadana, capítulo nacional de Transparencia Internacional, manifiesta que “hay una conjugación de delitos de corrupción que investigar”. Por un lado señala el tráfico de influencias, en donde Recinos podría estar intermediando e influir en un empleado público (Alonzo), además de abuso de autoridad, tráfico de influencias, fraude y testaferrato.

Para el analista, estas anomalías en las municipalidades se dan por falta de controles tanto de la Contraloría General de Cuentas como de los propios partidos políticos, a quienes no les interesa que sus afiliados rindan cuentas y hagan buen uso de los recursos del Estado.

Roxana Baldetti, que también tiene a su cargo la Secretaría General del Partido Patriota, se abstuvo de comentar el actuar del alcalde y de la diputada, ambos miembros del partido oficial que buscan reelegirse. Según ella, corresponde a Verónica Taracena, comisionada presidencial por la Transparencia, dar una respuesta.

Mientras que la Contraloría General de Cuentas, por su parte, esperará conocer este reportaje para que sus auditores verifiquen si hay irregularidades.

 

Cifras:

  • Q29,150 es el salario mensual que recibe la diputada Aracely Chavarría de Recinos.
  • Q23,000, el que percibe el alcalde Rubelio Recinos.

Las compras a Alonzo

  • Francisco Alonzo Castillo empezó a vender a la comuna de Barberena y al ministerio de Salud en agostode 2012, cuando aún laboraba en la Municipalidad.
  • El ministerio de Salud en donde trabajan dos hijas del alcalde Rubelio Recinos y la diputada Aracely Chavarría, ha sido el que más recursos ha destinado: 48 de las 58 adquisiciones que suman Q1 millón 381 mil 554.
  • La municipalidad de Barberena ha hecho ocho compras por un monto total de Q140 mil 345, las otras dos instituciones del Estado fueron el Instituto Nacional de Electrificación (INDE) y la Defensoría de la Mujer Indígena con una compra cada uno por Q11 mil 200 y Q12 mil 545 respectivamente.

Fuente: Guatecompras.

 

La prohibición que desconoce Francisco Alonzo Castillo

“Ser servidor o trabajador público del Estado o de las entidades a que se refiere el artículo 1 de esta Ley, así como sus parientes dentro de los grados de ley, cuando los contratos deban celebrarse con las dependencias en que tal servidor o trabajador del Estado preste sus servicios o se encuentre bajo su autoridad, igual prohibición rige para las personas jurídicas cuando dicho servidor público sea socio o representante legal de las mismas”, artículo 80, De las prohibiciones para proveer al Estado, Decreto 57-92. Ley de Contrataciones del Estado

 

Delito de testaferrato

“Articulo 448 Quáter. Testaferrato. Comete delito de testaferrato, la persona individual o jurídica que prestare su nombre o razón social para colaborar en la comisión de cualquiera de los delitos contemplados en el Título XIII de este Código; el responsable de este delito será sancionado con pena de prisión de cinco a diez años y multa de cincuenta mil a quinientos mil quetzales”, decreto 31-2012, Ley Contra la Corrupción.

 

Esta nota también fue publicada en elPeriódico. Clic aquí para ver los comentarios de los lectores en Facebook.

Descargar PDF de la nota en elPeriódico: Parte 1Parte 2

——————–

Este reportaje fue realizado por Carlos Estrada y Ana Carolina Alpírez de ojoconmipisto.com en el marco de la Iniciativa para el Periodismo de Investigación en las Américas del International Center for Journalists (ICFJ) en alianza con Connectas.

——————–

Compartír:

Relacionados

5 Comentarios

  1. Ac de Guate says:

    FELICITACIONES, Bea. pueden publicar tanto en mi muro como en AUDITORIA CIUDADANA DE GUATEMALA como propio para sus publicaciones

  2. tito says:

    esto es una atrocidad esperamos q todas estas evidencias sean tomadas es cuenta por la cicig y a haga el trsbajo en beneficio del departamento de Santa Rosa

Escribe un comentario

*