Decir fraude sin pruebas puede generar más conflictividad local

Algunas organizaciones políticas piden la nulidad de las elecciones. Entre las consecuencias de estos pronunciamientos podría estar el aumento de la conflictividad electoral a nivel local.

Magistrados del TSE reiteraron que no hubo fraude y pidieron a la población que evite difundir mensajes que creen confusión (Foto: TSE).

 

Por José Pablo del Águila

 

Los partidos que en los últimos días plantearon un fraude electoral son Humanista y Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación) por medio de sus binomios presidenciales.

Edmond Mulet, candidato presidencial de Humanista, pidió ayer a través de un video repetir las elecciones. Dijo: “Hubo anomalías a todo nivel: de alcaldías, diputaciones y presidenciales”.

Gabriela Carrera, politóloga, considera que la mayoría de partidos en Guatemala no tienen una estructura partidaria consolidada. Esto quiere decir que sus liderazgos no son interlocutores de las demandas de sus bases.

Por lo tanto, vale la pena cuestionar a los partidos si sus llamados a repetir elecciones están o no consensuados con sus liderazgos territoriales.

“Ellos se adjudican la legitimidad de voz de opinión que parte, supuestamente, de sus bases de partido, pero sabemos que son partidos cascarones”, explica Carrera.

Al respecto Mulet respondió que su llamado para repetir las Elecciones Generales (de presidencia, alcaldías y diputaciones) fue consensuado con sus bases. Sin embargo, para no darle un tinte partidario, sino cívico, hizo el llamado a título personal.

A criterio de la politóloga Stephanie López, no hay indicios de un fraude. Por lo que generar incertidumbre sobre el proceso electoral podría derivarse en el aumento de conflictividad electoral a nivel local.

“La incertidumbre y la tardanza de los resultados electorales afectan aún más la confianza de los ciudadanos”, afirma López.

Estuardo Galdámez, presidenciable de FCN, no respondió a las llamadas para ser consultado sobre el tema. Carrera dice en que es un “exceso técnico” calificar de fraudulento el proceso electoral. Coincide con que estos pronunciamientos pueden crear conflictividad electoral.

“La ciudadanía debe optar por defender la democracia y las elecciones”, afirma.

 

Mensajes que crean confusión

Mirador Electoral difundió esta mañana un comunicado, en uno de sus puntos llama a la cordura a las organizaciones políticas al momento de hacer declaraciones ya que no existe ninguna evidencia de fraude.

 

En conferencia de prensa hoy, el pleno de magistrados del Tribunal Supremo Electoral (TSE) afirmó que no existe evidencia de fraude y llamó a la población a no difundir mensajes que creen confusión.

“Es importante que todos los guatemaltecos eviten difundir mensajes que contribuyan a desinformar. No existe evidencia verificable de fraude, cuestionar la voluntad de los guatemaltecos que manifestaron de manera contundente no contribuye a estabilidad de gobernabilidad”, dijo el magistrado del TSE, Mario Aguilar Elizardi, en conferencia de prensa.

Marielos Chang, politóloga, afirma que los llamados al fraude son irresponsables y motivados por intereses partidarios.

“Los llamados irresponsables al fraude solo acentúan más la polarización de la sociedad y el resentimiento a instituciones y procesos que han demostrado funcionar en el pasado”, dijo.

 

TE PUEDE INTERESAR: Cuando una planilla sin candidato alcalde gana, asume el concejal

Compartír:



Relacionados

Los comentarios están cerrados.

Suscríbase a nuestro newsletter


Ingrese su correo